6 de junio de 2020, 6:10:53
COCHES INTELIGENTES


Nuevo Cabrio de la Clase S Mercedes-Benz

Por Gonzalo Gómez-del Estal

El nuevo cabrio es la sexta variante de la actual familia de modelos de la Clase S. Al mismo tiempo, es el primer vehículo descapotable con cuatro plazas introducido por Mercedes-Benz en el segmento de lujo desde el año 1971. Ofrece un diseño inconfundible, sensual y exclusivo, el alto nivel tecnológico de la Clase S y un concepto integral de protección frente al calor y al viento que incluye un control inteligente del aire acondicionado para automóviles descapotables. Mercedes-AMG presenta al mismo tiempo dos vehículos de ensueño fuera de serie, el S 63 4MATIC y el S 65 Cabrio.


Mercedes-Benz aspira a construir el cabrio más confortable del mundo. Desde el punto de vista del confort climático contribuyen a ello el paravientos automático AIRCAP perfeccionado, la calefacción integrada en el reposacabezas AIRSCARF, los apoyabrazos calefactados y los asientos calefactados también en las plazas traseras, así como el control automático del aire acondicionado.

El cuidado de todos los detalles queda también patente en la concepción del maletero. Al abrirse, la capota de lona se pliega y queda alojada en un espacio dentro del maletero, separado del resto por un estor de accionamiento eléctrico que se despliega automáticamente y envuelve la capota. Este estor se extiende automáticamente al abrir la capota. De ese modo, el conductor ya no tiene que detener el vehículo para accionarlo manualmente, con lo que aumenta el confort. A esto se añaden el cierre electrohidráulico a distancia de la tapa del maletero, como parte del equipamiento de serie, y el acceso al habitáculo desde el maletero.

El S 65 Cabrio llegará al mercado en julio de este año y su precio en España es de 303.025 €

El motor V8 del S 500 Cabrio entrega 335 kW (455 CV) de potencia. La cilindrada es 4.663 cm3 y el par motor máximo asciende a 700 Nm a partir de las 1.800 rpm. En el nuevo ciclo normalizado europeo (mixto), este cabrio no precisa más de 8,5 litros de gasolina sin plomo 95 a los cien kilómetros, correspondientes a unas emisiones de CO2 de 199 g/km. El innovador cambio automático de 9 velocidades 9G-TRONIC favorece tanto la conducción dinámica como un estilo orientado al ahorro de combustible.

El Mercedes-AMG S 63 4MATIC opera en un nivel superior de prestaciones. Su motor V8 biturbo de 5,5 litros de cilindrada entrega 430 kW (585 CV) de potencia y un par máximo de 900 Nm, está equipado de serie con la tracción integral AMG Performance 4MATIC, que distribuye el par motor con prioridad al eje trasero, y es capaz de pasar de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos. El modelo de doce cilindros Mercedes-AMG S 65 asume la cabeza de la familia de descapotables con una potencia de 463 kW (630 CV) y un par motor máximo de 1.000 Nm.

La nueva Clase S Cabrio destaca por su extraordinaria rigidez a la torsión. Al mismo tiempo incluye soluciones innovadoras —como un panel separador de aluminio y magnesio entre el habitáculo y el maletero, o la sección trasera del vehículo, realizada en aluminio— que permiten limitar el peso de la carrocería básica al nivel de la Clase S Coupé. El sistema de protección para vuelco incorporado de serie, integrado tras los reposacabezas traseros, no sólo utiliza un sistema pirotécnico para disparar los actuadores, sino que por primera vez también los propios arcos protectores adoptan la posición correcta impulsados por un generador de gas.
Características:
Silueta dinámica, máxima impresión de valor
En el centro del frontal destaca la parrilla negra de efecto diamante con la estrella Mercedes y una lama de color plata con insertos cromados. En el capó, dos líneas claramente modeladas refuerzan la sensación de dinamismo. El llamativo paragolpes frontal cuenta con tomas de aire en el centro y a los lados. La moldura cromada pone un colofón deportivo al frontal.

Aerodinámica: un nivel ejemplar de ruido aerodinámico

La Clase S Cabrio logra batir una nueva marca en este segmento con un coeficiente de resistencia aerodinámica cx de 0,29, que demuestra que Mercedes‑Benz es el líder mundial en este campo. A las excelentes propiedades aerodinámicas contribuyen, entre otras medidas, el concepto de revestimiento de los bajos con elementos de gran superficie bajo el compartimento del motor y en el piso principal, el revestimiento del eje trasero de gran superficie, los spoilers aerodinámicos delante de las ruedas delanteras, los retrovisores exteriores de diseño aerodinámico y la distribución equilibrada de las fuerzas ascensionales entre el eje delantero y el trasero.

THERMOTRONIC: regulación inteligente del aire acondicionado

En la nueva Clase S Cabrio debuta una regulación inteligente del aire acondicionado que garantizará en el futuro un máximo confort climático y un manejo sencillo en todos los vehículos descapotables de Mercedes-Benz. A diferencia de los sistemas convencionales, la regulación del aire acondicionado es totalmente automática, sin necesidad de que el conductor seleccione un modo específico si la capota está plegada o desplegada ni de que guarde ajustes de temperatura para cada una de estas opciones. Durante los procesos de apertura o cierre de la capota —especialmente complejos desde la perspectiva de la técnica de climatización—, una función adicional asegura una transición imperceptible y, por ende, el máximo confort climático.

Tren de rodaje y seguridad activa: miembro de la familia de la Clase S

La Clase S Cabrio está equipada de serie con el sistema semiactivo de suspensión neumática integral AIRMATIC con regulación progresiva de la amortiguación. Este sistema es un referente en cuanto a confort de rodadura y estabilidad de marcha. Permite seleccionar un ajuste más bien deportivo o confortable, en función de las preferencias personales. El eje delantero de cuatro brazos convence con un elevado confort de rodadura y un guiado preciso de las ruedas.

Sistema de protección en caso de vuelco de serie: pura pirotecnia


Si se detecta riesgo de vuelco, la unidad de control de los airbags envía una señal al sistema de protección para vuelco. Éste activa los mecanismos situados tras los reposacabezas traseros y contribuye a mantener intacto el habitáculo de seguridad. Los arcos protectores no se activan por medio de resortes pretensados. Por primera vez en un Mercedes-Benz se recurre a un accionamiento pirotécnico por medio de un generador de gas. Esto es posible gracias a los modernos sensores de velocidad de guiñada pues, a diferencia de los sensores del cono de vuelco utilizados hasta la fecha, permiten excluir prácticamente una activación por error.
IyMagazine.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  iymagazine.es