iymagazine.es
¿Es la animación el sector con más futuro laboral en España?

¿Es la animación el sector con más futuro laboral en España?

miércoles 20 de junio de 2018, 08:04h

Son muchos los expertos que ya han puesto el foco de atención en este sector, que está viviendo una edad de oro en nuestro país y genera casi el 15% de los trabajos de la industria audiovisual.

Sin embargo, a pesar de este renacer de la animación en España, sigue habiendo un vacío en lo esencial: la falta de profesionales en el sector, que muchas veces vienen de otros países para suplir la falta de formación existente.

Hay que destacar que nuestro país es la tercera potencia en animación a nivel europeo, y no solo eso, ya que se ha convertido en la séptima a nivel mundial. Este dato, además de reseñable, ha pasado un tanto inadvertido para el público en general, y sobre todo para aquellas personas que no se atreven a dar el paso de estudiar el grado en animación o acercarse a un sector que por vivir en España ven tan lejano.

Dentro de nuestras fronteras hay más de 200 productoras y distribuidoras, precisamente de animación, que demandan en la actualidad profesionales cualificados que muchas veces les cuesta encontrar. Hay todo un mercado en este sector del que se nutre el cine, la televisión, los videojuegos, internet o incluso la publicidad.

Y es que, según el Libro Blanco de la Animación compilado por la Asociación de Empresas de Animación (Diboos), se ha estimado que este sector podría generar 7.450 nuevos empleos en los próximos años con una facturación en torno a los 880 millones de euros.

En apenas seis años se han producido en España la friolera de 40 largometrajes y alrededor de 150 cortos de animación, todo esto sin contar con las series, con una media de 13 ficciones al año, a pesar de encontrarse con dificultades en cuanto a su financiación. Cabe remarcar que el 60% de las empresas de nuestro país vende ya sus contenidos a otros mercados internacionales, principalmente a Europa y Latinoamérica, aunque cada vez más al mercado anglosajón, e incluso al oriental.

Poniéndonos más técnicos, de las más de 200 empresas españolas dedicadas a la animación se estima una facturación superior a los 500 millones de euros en la actualidad, una cifra que podría multiplicarse por dos en 2020, tal y como prevén los expertos.

Todo esto ha repercutido en un aspecto esencial para la sociedad que nos ha tocado vivir: el empleo. Y es que, actualmente, la industria de la animación en España genera cerca de 7.000 trabajos directos y la friolera de 26.000 indirectos, con películas entre las más taquilleras de nuestro cine, como la multipremiada ‘Tadeo Jones’.

En España también te puedes formar en animación

Hay una creencia equívoca entre nuestros jóvenes y los profesionales con más trayectoria en el sector en cuanto a la formación en animación en España. Pese a que no hace tantos años se requería de estudios fuera de nuestras fronteras para estar al día, hoy existen centros, como la Escuela Universitaria de Diseño, Innovación y Tecnología (ESNE), donde se puede acceder a todo un mundo de industrias creativas y tocar sectores como el cine o los videojuegos, dos de los que cuentan con mayor auge y crecimiento a nivel mundial.

Este tipo de escuelas cuentan con una formación integral, es decir, permiten al alumno dominar tanto el diseño de entornos, personajes e incluso efectos, además de una especialización artística y un manejo a nivel profesional del software que se utiliza en la industria.

Si siempre has soñado con participar en una película, crear tu propio videojuego o hacer tuyo el personaje de una serie, sumérgete en el apasionante mundo de la animación y déjate llevar por un sinfín de oportunidades.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de IyMagazine

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.