iymagazine.es


    20 de enero de 2022

I+D en la universidad

Un equipo de investigadores del Departamento de Ingeniería Minera, Industrial y TIC (EMIT) de la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC) apuestan por la biolixiviación como técnica potencial en la recuperación de metales procedentes de los residuos electrónicos de los teléfonos móviles. La técnica se podría adaptar fácilmente a otros tipos de desechos electrónicos como televisores, ordenadores y neveras.

El 40% de la población es portador del principal factor de riesgo de la enfermedad celiaca, pero solo un 1% la padece. En lo que hasta hace poco tiempo se conocía como ADN ‘basura’ han encontrado un nuevo gen que influye en su desarrollo. La investigación, en la que participa un grupo de la UPV/EHU, se publica en Science.

La investigadora del Departamento de Patología y Cirugía de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche María García Manzanares lidera un proyecto basado en la adaptación y validación de un test rápido de evaluación neurocognitivo en pacientes con accidente cerebro vascular (ACV).

La ingesta diaria de 1,4 gramos de extracto de cacao incluidos en platos y postres puede mejorar el estado nutricional y metabólico, así como la oxidación y los síntomas depresivos en personas con obesidad.

La farmacología tradicional se enfrenta a medio plazo al problema de la resistencia de las células del cáncer a la quimioterapia tradicional. La nanotecnología aplicada a la medicina está, de esta forma, ofreciendo nuevos desarrollos biotecnológicos alternativos para el diagnóstico y tratamiento del cáncer.

Investigadores de la Universidad de Granada y el Hospital Universitario Virgen de las Nieves de Granada han demostrado que un breve tratamiento de fisioterapia de 7 a 10 días de duración mejora notablemente la calidad de vida de los pacientes con Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC). Esta terapia, además, permite ahorrar costes al sistema sanitario al reducir la necesidad de que el paciente permanezca ingresado en el hospital

Un artículo científico publicado en la revista Nature Communications podría abrir nuevas vías para el diagnóstico de infecciones causadas por el hongo patógeno Aspergillus fumigatus, gracias a una tecnología que introduce nuevos conceptos químicos y biológicos en el uso de biomarcadores del grupo BODIPY, uno de los más empleados en biomedicina para diseñar sondas y etiquetas fluorescentes.